Cuartel de San Pedro

El espacio que hoy ocupa un pequeño centro comercial con estacionamiento. En los tiempos de la guerra de Independencia, aquí era el sitio del Cuartel de San Pedro, un edificio de una planta en sobrio estilo neoclásico que contenía un patio interior, caballerizas y almacenes.

En 1788, por Orden Real,  en Guanajuato se formó el Regimiento de Dragones del Príncipe, para mantener el orden y la soberanía amenazada por los disturbios populares tras la expulsión de los jesuitas y la amenaza de un ataque inglés.

Las tropas estrenaron el Cuartel de San Pedro, construido en parte de lo que era la hacienda de beneficio del mismo nombre, muy cerca de la casa del propio Intendente de Guanajuato. La mayoría de esos dragones se unieron a la gesta de Independencia y ofrendaron su vida en los campos de batalla. Declarados soberanos como nación, aquella milicia fue convertida en las Fuerzas de Seguridad Pública del Estado. Su legendario Primer Batallón Ligero se cubrió de gloria y honores en prácticamente todas las guerras en defensa de la Patria que se sucedieron a lo largo del Siglo XIX.

REGRESAR